agosto 22, 2020

FAMILIA YIDI DABDOUD

Una familia de inmigrantes que contribuyó al progreso de Fundación


Jorge y Wadia

Entre 1899 y 1922 múltiples inmigrantes árabes llegaron a Colombia, entre los que predominaban los libaneses, seguidos por palestinos y finalmente sirios, según relata Enrique Yidi Deccarett en su libro "La Gran Familia Gidi", jóvenes palestinos de Belén y Beit Jala decidieron marcharse para no ser reclutados por el Imperio Otomano con el fin de engrosar las filas del ejército en el frente de Palestina.

JORGE YIDI SLEBI, un joven aventurero y católico, fue el primer miembro de la familia Yidi que llegó a Colombia. Nació en Belén, tierra natal de Jesucristo, en el año 1882. Fueron sus padres Giadalla Yidi y Sultane Slebi; cuando su madre falleció decidió emigrar a Colombia a sus 22 años en el año 1904.

Inicialmente llegó a Puerto Colombia atraído de que en Barranquilla vivía Elías M. Muvdi, un proveniente empresario de Barranquilla, que ayudaba a los inmigrantes de su patria, en efecto don Elías era originario de Beit Jala, Palestina, y había arribado al muelle de Puerto Colombia un 10 de octubre de 1899, cuando tenía solo quince años. Don Elías, con visión y esfuerzo, adquirió un local grande y propio en la esquina del callejón Pica Pica con la misma calle del mercado, donde sentó sus reales durante varios años, y desde donde progresó ininterrumpidamente hasta convertirse en uno de los comerciantes más ricos de Colombia y gran filántropo..

Y efectivamente Elías Muvdi hospedó en su casa a Jorge Yidi y le entregó mercancía para que vendiera puerta a puerta por las calles de Barranquilla; después abrió su primera tienda que llamó "Jorge Yidi" en la calle de la cruz, ubicada en la zona comercial de la capital del Atlantico donde estaba la mayor parte de los arábes. Ocho años después de contrajo matrimonio con Wadia Dabdoud, también oriunda de Belén, ceremonia que realizó en la Iglesia de San Roque de Barranquilla en 1912. De esta unión nacieron once (11) hijos: Afife, Antonia, Félix, Eduardo, Julia, Ángela, Salvador, Olga, Jaime José, Roberto y William.

En 1911, un 15 de enero, llegó un sobrino suyo Emilio Yidi, de 16 años, llegó de polizonte después de haber estado refugiado en un convento de Franciscanos para evitar que fuera reclutado por el ejercito turco otomano. Su destino era Mexico, donde estaban unos familiares, pero después de tres meses de estar navegando el barco hizo escala en el muelle de Puerto Colombia; desembarcó y decidió buscar a su tío Jorge. Cambió sus apellidos del árabe al español, para evitar discriminaciones, su nombre era Giamil Khlail Abdala Laamada Gidi Harb.

Al comienzo trabajó con su tío Jorge, en ventas ambulantes en Ciénaga, Fundación, y Barranquilla, luego se convirtió en su socio y crearon la empresa J&E Yidi de artículos importados y nacionales dedicada al suministro de perfumes y ropa. Cuatro años después se independizó y abrió una perfumería, luego un almacén de importaciones, ferreterías, encajes, la primera fabrica de jabones y perfumes de Barranquilla que vendió pronto por las alergias que le ocasionaban, después montó una fabrica de pantalones y camisas, y más adelante formó una empresa junto con sus hijos llamada Industrias Yidi, pionera en Suramérica en la fabricación de cremalleras, que llegó a tener 730 trabajadores y fue considerada la mayor empresa de este tipo en este continente.

Emilio accidentalmente conoció a Sabat (Isabel) Slebi, una joven de Belén de 17 años, que viajaba en compañía de Juan su padre, desde su tierra hacía Chile como prometida de un palestino radicado en ese país, y con el que sus familias habían hecho el acuerdo para casarse, también la acompañaba quien iba a ser su suegra. El barco hizo escala en Puerto Colombia y Juan decidió decidió visitar a su primo Jorge, quien le sugirió al día siguiente que su hija debiera de casarse más bien con su sobrino Emilio, por ser un joven bueno y trabajador. Juan Slebi acogió la sugerencia de su primo, deshizo el compromiso con el joven de Chile y a los tres meses Emilio e Isabel juraban santo matrimonio en la Iglesia de San Roque, hogar del que nacieron nueve hijos.


Matrimonio de Sabat Slebi - Emilio Yidi,
lo acompañan su tío Jorge Yidi (Izq) y su hermanoTeófilo

Jorge Yidi en Fundación

Mientras tanto don Jorge Yidi en el año 1935, a la edad de 56 años, decide trasladarse a Fundacion, atraído por la oportunidad comercial que representaba el ferrocarril y por su empuje comercial, ciudad con la cual tenía un contacto mercantil de tiempo atrás. Abrió en esta ciudad una tienda de mercancías de ropa y otros artículos. Compró un lote e hizo una edificación de dos pisos y allí estableció el Almacén Barranquilla, donde luego estuvo ubicado el Almacén Central (diagonal al Davivienda), a donde poco a poco fue trayendo a su familia. En la segunda planta de esta edificación estuvo hospedado el líder colombiano Jorge Eliecer Gaitán, y en el balcón del mismo proclamó un memorable discurso.

William Yidi
Hijo 
Jorge Yidi tuvo otros negocios, en Aracataca adquirió el Teatro Olimpia, después construyó el Teatro Paraíso en Fundación, (tarde fue el cine Lord). Tuvo una finca llamada Las Delicias en lo que hoy es el corregimiento de Sampués.

Don Jorge Yidi falleció en Fundacion en el año 1947 a causa de un infarto. Su esposa Wadia vivió de los arriendos de varias propiedades que estaban alrededor del Teatro Paraíso. En ese entonces su hijo William tenía 14 años y decidieron enviarlo a Medellín a estudiar, Félix el tercer hijo tomó las riendas de los negocios familiares y el manejo de las propiedades. Años más tarde William se casó con Beatriz García, y vivieron por varios años en la única propiedad que quedó de los bienes de don Jorge, una casa al lado del antiguo Teatro Paraíso. De la unión de William y Beatriz nacieron: Ibeth, Oneida, Nori, William, Wilson, Freddy Ninfa, Yude y Delsy. William falleció el 7 de abril del 2017.


William y Beatriz
Celebración de los 82 años de William Yidi
En abril del 2014

Angela una de las hijas del matrimonio Yidi-Dabdoub, contrajo matrimonio con Sucre Nassar Nassar, quien fuera hijo de Afife Nassar a quien apodaban "La Mocha", dueña de la planta de luz y de hielo de Fundación. Sucre y Angela son los abuelos del Ex Alcalde y Concejal de Fundación: Libardo Sucre García Nassar.
Sucre Nassar y Angela Yidi D.

Ver también: Historia de La Mocha


Los Yidi en Colombia 

Familia Yidi - Dabdoub

“En tierra cálida, con calor humano”. Así describe Enrique Yidi en su libro, La Gran Familia Gidi, la tierra que recibió a sus ancestros, quienes también llegaron por el muelle de Puerto Colombia provenientes de la gran Siria, en su gran mayoría entre 1901 y 1922. Los Yidi llegaron a este país atraídos por el mito del tesoro de ‘El Dorado’ –según el cual en la laguna de Guatavita, Cundinamarca, se encontraría gran cantidad de oro–, pero además, para los jóvenes de Palestina, en especial de Belén y Beit Jala, había grandes dificultades económicas y los varones mayores de 15 años estaban siendo reclutados por el Imperio Otomano para ser parte de su ejército en el frente de Palestina.
“Estas dos situaciones extremas, por un lado, el de obtener riquezas, y por el otro, el de no morir en la guerra, dió inicio a una emigración masiva hacia otros países, La mayoría, entraron por Puerto Colombia pues su posición geográfica era estratégica: solo 15 kilómetros de distancia hasta Barranquilla, en donde se asentaron, y donde varios de sus descendientes aún vivenrelata Yidi.
Tomando pasajes de las crónicas de Jorge Yidi, el libro de Enrique relata que el valor del pasaje en el barco era de 4 libras, 16 dólares en aquel entonces, desde el puerto palestino de Jaffa hasta Marsella, Francia. “De ahí se tomaba el vapor italiano desde Marsella a Puerto Colombia, pagando 10 libras, es decir unos 40 dólares”.

La historia cuenta que su abuelo, Emilio, evitó ser reclutado por el ejército turco otomano refugiándose en un convento hasta que su padre logró enviarle a Jaffa para que tomara un barco, en el cual se embarcó como polizonte en los últimos meses de 1910 con rumbo hacia México. Cuando el buque hizo escala en el muelle de Puerto Colombia, el 15 de enero de 1911, decidió quedarse para ir en busca de un tío que había llegado años antes.


Jorge Yidi y Wadia Dabdoub

El muelle de Puerto fue sin duda, no solo el más extenso de América, sino la puerta de entrada más importante para miles de inmigrantes que huyeron de los estragos de las guerras a inicios y mediados del Siglo XX. De la imponente y firme estructura de aquellas épocas, hoy solo quedan 5 endebles pedazos, los cuales según expertos ingenieros, no podrán ya ser recuperados.

Al muelle de Puerto Colombia, confidente y testigo de grandes historias, no lo acabaron las olas. Lo carcomió el olvido, lo debilitó la indiferencia y fue corroído por la desidia de la clase dirigente. Fue esto, y no el mar, lo que destruyó sus sólidos pilotes ante la mirada impávida de todos quienes algunas vez lo admiramos y recorrimos.

Doña Wadia, 
a quien le decían Sixty


El Arte en Nácar 
una tradición de los Yidi

Escudo de los Yidi en Nácar

En Palestina los Yidi se dedicaban al arte sacro utilizando para ello el nácar. En Barranquilla uno de sus descendientes Enrique Alberto Yidi Deccarett ha continuado con esta tradición de sus antepasados.

Ver también: Taller Palestina 


La Gran Famiia Yidi
Libro de Enrique Yidi Deccarett





.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribenos: esquinadelprogreso@gmail.com